Narcoaterrizaje en Chetumal

in Othon P. Blanco

Chetumal. Nuevamente se vulnera la seguridad del Aeropuerto Internacional de Chetumal, debido a que en la madrugada de este viernes operadores del narcotráfico aterrizaron un jet modelo Hawker marca Beechcraft con matrícula apócrifa, con un cargamento que se calcula en más de una tonelada y media de cocaína, y de la cual presuntamente descendieron dos tripulantes que abandonaron el avión y huyeron con rumbo desconocido.

Luego del descenso sin autorización, los operadores del crimen organizado dejaron la aeronave cerrada con su cargamento de narcóticos, en el extremo oeste de la pista, y salieron corriendo internándose en un claro que se encuentra entre la vegetación del aeropuerto, para presuntamente luego saltar la barda perimetral del lado norte, y se perdieron en las calles de las colonias Milenio y Jardines.

De acuerdo con los datos recabados, siendo las 3 de la mañana con 40 minutos el jet modelo Hawker, de la marca Beechcraft, aterrizó en el Aeropuerto Internacional de Chetumal, procediendo el personal de torre de control a su localización, ubicándola al oeste de la pista, casi frente al Centro de Readaptación Social (Cereso), cerca de donde los aviones dan vuelta antes de iniciar su carrera de despegue.

Supuestamente a la aeronave la encontraron hasta alrededor de las 4:15 horas, por lo que procedieron a dar parte a la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) para remolcarla hasta frente la torre de control, y fue puesta a disposición ante el Ministerio Público Federal (MPF) dependiente de la Procuraduría General de la República (PGR).

No hubo ninguna alerta en el Aeropuerto Internacional de Chetumal sobre el vuelo del Jet modelo Hawker con matrícula apócrifa, así como ninguna situación de emergencia.

El jet aterrizó en el Aeropuerto Internacional de Chetumal como si no pasara nada, lo que llama la atención sobre todo cuando en los últimos días se han registrado presencia de aeronaves en territorio estatal cargadas de drogas, las cuales han aparecido cerca de las comunidades de Payo Obispo, Río Verde y Miguel Alemán, del municipio de Bacalar, dos totalmente quemadas y una más quemada y desbaratada.

Aunque la aeronave que aterrizó la madrugada de hoy se encuentra en una de las pistas del Aeropuerto Internacional de Chetumal, no se logró ninguna detención de los tripulantes, pues todo parece indicar que los dejaron escapar.

El jet modelo Hawker marca Beechcraft es un avión bimotor para servicio privado, con capacidad para 12 pasajeros y dos tripulantes; mide 15 metros y 60 centímetros de largo.

Este tipo de aeronaves es utilizado por los traficantes de droga para transportar grandes cargamentos, hasta de más de 2 toneladas de cocaína, y recientemente un jet parecido fue asegurado en Belice, en el mes de abril del presente año.

Esta aeronave, de color blanco con franjas azules, además tiene una matrícula apócrifa, que a simple vista dice ser NN886N, lo que significa que es registrada en Estados Unidos.

Sin embargo, una observación más detallada revela que la matrícula está colocada de cabeza en el fuselaje del avión, y que realmente es N988NN, la cual en los registros de aeronáutica corresponde a un avión de pasajeros Boeing 737-823 de la compañía American Airlines, que realiza vuelos internacionales desde Estados Unidos.

El uso delictivo del avión fue confirmado horas más tarde, en la noche, porque agentes y peritos federales realizaron la inspección de la nave, y en su interior encontraron un gran cargamento de cocaína.

Hasta la medianoche de este viernes y primeros minutos del sábado continuaba el conteo del ilegal cargamento, que en primeras estimaciones se considera puede ser de más de una tonelada y media de estupefacientes.

Por otra parte, medios de comunicación de Belice reportaron que en la madrugada del viernes, alrededor de las 2 de la mañana, pobladores de San Esteban, distrito de Orange Walk, Belice, reportaron a las autoridades de ese país el sobrevuelo de una aeronave a baja altura, en la carretera que conduce al poblado vecino de El Progreso, distrito de Corozal, y ligan ese reporte con el descenso sin autorización del jet en el aeropuerto de Chetumal.

Las autoridades policiales beliceñas acudieron a la carretera y supuestamente encontraron luces de borde instaladas a los costados, por lo que creen que el avión pudo haber abortado el aterrizaje en esa carretera beliceña y desviarse al aeropuerto de Chetumal, donde fue abandonado el jet con su cargamento.

Cabe exponer que cerca del extremo de la pista donde se realizó el aterrizaje ilegal se encuentra un claro, con terreno limpio sin vegetación, en donde Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA) realiza los simulacros de Protección Civil denominados “Incendio de Aeronave en Tierra” en terrenos del Aeropuerto Internacional de Chetumal.

Se presume que por esa zona se evadieron los dos tripulantes de la nave, perdiéndose en la cómplice oscuridad de la madrugada, y saltaron la barda de concreto, de aproximadamente dos metros de altura con alambre de púas en las puntas.

Posteriormente los tripulantes del jet se perdieron en las calles de las colonias Milenio y Jardines, las cuales colindan además con las denominadas Enrique Ramírez Ramírez, Fovissste y Marsella.

Al amanecer el Aeropuerto Internacional de Chetumal ya se encontraba fuertemente custodiado por elementos del Ejército Mexicano y de la Secretaría de Marina-Armada de México; sin embargo, esta situación no pasó desapercibida para los pasajeros del vuelo comercial de la línea aérea Interjet, pues aunque se tiene una presencia cotidiana del personal de la Secretaria de la Defensa Nacional (Sedena), este día estuvo algo fuera de lo normal.

Alrededor de las 8 de la noche, peritos federales iniciaron una inspección a la aeronave, que fue reacomodada en un área más cercana a la torre de control para la diligencia.

El terreno del Aeropuerto Internacional de Chetumal es de aproximadamente 230 hectáreas y por el punto sur colinda con la carretera Chetumal-Cancún; frente a las colonia Dina tiene una cerca de malla anticiclónica; y por el punto norte colinda con las colonias Milenio y Jardines, la cual tiene una barda de dos metros de altura con alambre de púas, aunque en el tramo que se encuentra frente a la terminal aérea tiene como un metro y de altura.

En el perímetro del interior del Aeropuerto Internacional de Chetumal se tiene construido un camino pavimentado, el cual recorrían las camionetas del Ejercito Mexicano.

Mientras enfrente de la terminal aérea se encontraba estacionada una camioneta de la Secretaría de Marina-Armada de México, con elementos que realizaban guardia.

En el interior de la sala de espera cotidianamente se tienen la presencia de los elementos de las Fuerzas Armadas, pero en esta ocasión estaban más atentos a lo que sucedía.

En tanto, los vecinos de la colonia Jardines que tienen sus domicilios sobre la avenida Juan de Dios Peza, señalaron que observaron pasar a los elementos del Ejército Mexicano en varias ocasiones, supervisando la barda perimetral del aeropuerto, pero sin saber lo que pasaba.

La avenida Juan de Dios Peza es una franja que divide la barda del aeropuerto Internacional de Chetumal con la colonia Jardines, la cual colinda con los barrios llamados Enrique Ramírez Ramírez, Fovissste, Milenio y Marsella, hasta llegar a la avenida Insurgentes, en donde se implementó un operativo militar.

Hasta pasado el mediodía la búsqueda de los tripulantes de la aeronave continuaba tanto en el Aeropuerto Internacional de Chetumal como en las colonias aledañas; sin embargo, hasta la noche no se tuvo reporte de alguna detención.

Cabe destacar que el administrador del aeropuerto, Alberto García Magaña, guarda total hermetismo sobre el aterrizaje del jet modelo Hawker marca Beechcraft, supuestamente porque el caso está en la cancha de las autoridades federales.

Sin embargo, la aeronave se encuentra asegurada en el Aeropuerto Internacional de Chetumal, en espera de las investigaciones correspondientes sobre su sospechoso.

El Aeropuerto Internacional de Chetumal tiene su plataforma para la aviación comercial de 13 mil 140 metros cuadrados; además tiene dos posiciones y una pista de 2.2 kilómetros de longitud, apta para recibir aviones tipo Boeing 737 y Airbus A320.

Fuente: Por esto!

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*

Latest from Othon P. Blanco

Go to Top